5.12.07

Robert Duncan: La estructura de la rima XIX



ESTRUCTURA DE LA RIMA XIX

Los artistas de la supervivencia humedecen piedras animales para reflejar sus rostros. Los ojos en la calzada devuelven a las luces de las calles rimas y anillos que animan nuestros pasos. Bajo las ramas del sollozo, las caídas coronas del relente.

Vimos a Júpiter, al doblar la parte más empinada del camino, subiendo delante de nosotros y su imagen pasó al espejo de mano. Como un solitario brillante en el espesor de las pestañas. Como una estrella en la fijeza bajo los párpados cerrados. Como la luz lejana del sol atrapada por la linterna de Júpiter al reflejo de la mente.

¡Cómo darle forma a la supervivencia! ¡Con qué arte sobrevivir! El alquimista transforma oro en oro. Los cuidadores de monos disponen sus mesas en las orillas de los parques adonde van nuestros sueños. La hierba de oro por un instante con los reflejos arrojados por nuestras luces de búsqueda, los árboles derramando oro, y los artistas de la supervivencia voluntariamente pierden sus últimas monedas entre las olas y sombras de su trabajo.

Nada me queda ya y no sobreviviré. Liberado de promesas acerca de lo que era, mi antiguo anhelo regresa, una copa alzada por una mano que tiembla, donde la visión en sí misma es un rebosar de agua entre aguas de lo que no ve.

--

1 comments:

robinsona dijo...

En la arena se dibujan las sombras de una palmera. Cae la tarde, cae la noche. Júpiter es casi una estrella. Sobrevivirá mucho más que nosotros. Seguirá brillando con fuerza Júpiter por los siglos de los siglos. Sobrevivamos durante todo lo posible pues. Al fin y cabo, "estamos en el lugar adecuado simplemente porque existe la vida" (Punset dixit).

 
template by suckmylolly.com